Capítulo 112

Lucia
Lucia

March 7th, 2004, 9:25 pm #1

Capítulo 112



Daniela no sabe que hacer ni que decir. Mira a Aitor angustiada:
--¿Qué haces tú aquí? Se supone que te quedabas en Miami.
Aitor: Eso no importa. ¿No vas a decirme quién es este hombre y por qué lo golpeaste, Daniela?
Javier comienza a recordar:
--¿Daniela? ¿Tú eres Daniela Álvarez?
Daniela: No... esto es sólo un error. Discúlpeme, creo que lo confundí con otra persona. De veras lo siento mucho.
Javier: No, me llamaste por mi nombre. Me conoces. Y yo te conozco a ti. Eres Daniela Álvarez, no me lo niegues.
Daniela: ¡No! Yo soy Daniela Pacheco Toledo, no Daniela Álvarez. Ahora es usted el que se está confundiendo conmigo.
Aitor: ¿Van a explicarme qué diablos está pasando aquí?
Daniela: Nada, mi amor, ya he visto a mi hermana y a mi sobrina así que nos podemos ir.
Aitor: ¡Yo no me voy a ninguna parte si no me explican que es lo que ocurre! -a Javier- ¿Quiere decirme quién es usted?
Daniela no lo deja responder:
--Eso no importa.
Aitor: ¡Claro que importa! ¿Qué tienes que ver con este tipo?
Daniela: Nada, te juro que nada...
Aitor: ¿Entonces por qué estás tan nerviosa?
Daniela: Ya vámonos.
Aitor: No hasta que no me digas lo que está pasando.
Javier: El que se va soy yo. No quiero que tengan una discusión por mi culpa.
Aitor: ¡No, usted no se va a ningún lado! Primero quiero saber quién es y por qué mi esposa lo odia tanto como para golpearlo.
Daniela lo mira como suplicándole que no diga nada, pero Javier quiere aclarar la situación para que Aitor ya lo deje ir.
Javier: Es que su esposa y yo nos conocimos hace muchos años, eso es todo.
Daniela: Sí, eso es todo.
Aitor: ¿Y por qué le pegaste entonces?
Daniela se pone cada vez más nerviosa. Javier no quiere decir que él y Daniela fueron amantes. Aunque en otra época le gustara presumir de todas las mujeres que se había llevado a la cama, ahora que se había casado y tenido su primer hijo, lo que menos quiere es buscarse un problema con Aitor, pero él, que ve la mirada llena de miedo de Daniela, cree adivinar quién es ese hombre y le parece comprender todo. Estalla de furia.
Aitor: ¡Ya sé quién es este hombre! Es el desgraciado que se burló de ti ¿verdad, Daniela? ¡
Daniela trata de decirle que no, pero él no la escucha, ni a ella ni a una enfermera que se acerca a pedirle silencio ya que están en un hospital. Con mucho odio comienza a golpear a Javier.
Aitor: ¡¡Eres un desgraciado!! ¡Lo que le hiciste a Daniela no tiene nombre!
Javier: ¡Cálmate que no fue para tanto, yo no la obligué a nada y además eso fue hace mucho tiempo!
Aitor: ¡Qué no fue para tanto! ¡La abandonaste cuando ella esperaba un hijo tuyo! ¿Qué es lo que quieres ahora? ¡Te recuerdo que no tienes ningún derecho sobre el niño!
Daniela tiembla de miedo. Aitor ha dicho exactamente lo que ella deseaba que no dijera. Trata a toda costa de sacar a Aitor de allí, pero él no hace caso a lo que ella le dice.
Javier: ¿A qué niño te refieres?
Aitor: ¡Al que tuviste con mi esposa y abandonaste hace más de 7 años!
Javier: ¡Pero si Daniela y yo no tuvimos ningún hijo! Para empezar, nos cuidamos cuando tuvimos relaciones y además ella y yo no estuvimos juntos hace 7 años... Fue mucho tiempo atrás... Hará unos 10 años.
Ahora la mirada llena de rencor y furia de Aitor va dirigida hacia Daniela. A los gritos le pide una explicación y en ese momento llega un agente de seguridad del hospital que lo obliga a salir. Daniela va tras él.
Daniela: Yo puedo explicártelo todo...
Aitor: ¡Claro que me lo vas a explicar, pero no aquí! Ya estoy cansado de estar dando numeritos en público por tu culpa. En cuanto lleguemos a la casa me lo vas a decir todo y espero que esta vez me hables con la verdad.
Daniela lo mira asustada.

Rosalba acaba de dormir a su hijita. No deja de pensar en Valentino y siente miedo de que él nunca se atreva a sacarla de la casa de Gabriel.
Rosalba: ¿Qué hago si me deja aquí para siempre? Él me ama pero no lo suficiente como para estar dispuesto a todo por mí... Bueno, tal vez sólo necesite un pequeño empujoncito y yo voy a dárselo.
Sale de su recámara y va hacia la de él. Entra sin golpear. Valentino, que está acostado, no la ve hasta que ella está justo sobre él.
Valentino: ¿Qué haces aquí?
Rosalba: Qué poco romántico eres... vengo a verte y mira como me recibes.
Valentino: Yo no quiero verte, Rosalba. Mejor vete a tu recámara.
A Rosalba le duele su rechazo, pero sobre todo su frialdad.
Rosalba: ¿Qué te pasa? ¿Por qué me tratas así?
Valentino: Porque te lo mereces.
Rosalba: ¿Estás enojado conmigo? ¿Qué te hice?
Ella se acerca más a él y trata de besarlo, pero Valentino la rechaza.
Rosalba: No me rechaces... yo quiero estar contigo.
Vuelve a besarlo y lo acaricia de la forma que ella sabe que a él le encanta. Valentino está a punto de caer pero no lo hace. La idea de que su amada estuvo con su padre le da furia y fuerza para rechazarla.
Rosalba: ¿Por qué me haces esto? Yo te necesito...
Valentino: ¿No te conformas con tenerlo a mi papá siempre que se te de la gana? ¿Por qué también me buscas a mí?
Rosalba: Yo no estuve con tu padre...
Valentino: ¡No me mientas! Yo te conozco... pero si necesitas sexo búscalo en otra parte porque yo no voy a dártelo... ya no. Si con mi padre no es suficiente búscate a cualquier otro... Seguro que no te costará encontrar a alguien dispuesto a hacerte el favor.
Rosalba lo mira con mucho dolor:
--¿No te importaría que estuviera con otros hombres?
Valentino: Ya lo haces y como ves, no me importa.
Tratando de contener las lágrimas, Rosalba sale de la habitación de su amado. Le duele que él la haya tratado así.
Rosalba: Si eso es lo que quiere, pues eso tendrá.
Con decisión, va a la recámara de Gabriel. Está a punto de entrar pero se arrepiente en seguida y corre a encerrarse en su habitación y se pone a llorar.
Rosalba: No puedo, no podría hacerlo nunca... Luego de estar contigo no puedo ser de otro hombre...

Aitor entra a la casa llevando del brazo a Daniela. Él está muy enojado y Daniela tiembla de miedo. La lleva a la recámara. Marciana, que lo vio todo, corre a contárselo a Leopoldino.
Marciana, muy feliz: ¡Se pelearon!
Leopoldino: ¿Quiénes?
Marciana: ¿Cómo que quienes? ¡La señora Daniela y mi bombón! ¡Seguro que fue por mí!
Leopoldino: ¿Y estás feliz por eso? ¡Estás mal, Marciana!
Marciana: ¿Por qué no puedo estar feliz? Si mi bombón va a dejar a la señora por mí y por mi hijo... Si de verdad fueras mi amigo como siempre dices tú también te alegrarías por mí.
Leopoldino la deja sola. Ella se queda pensando en Aitor, segura de que él muy pronto será para ella.

Mientras tanto, Aitor mira a Daniela esperando una explicación. Ella, aunque ha tenido mucho tiempo para pensar una respuesta, no sabe que decir.
Aitor: Quiero que ya mismo me digas por qué me mentiste.
Daniela: Yo no te mentí...
Aitor: ¡Me dijiste que antes de mí sólo habías hecho el amor con un sólo hombre, el padre de José Manuel!
A Daniela no se le ocurre que puede decirle para convencerlo de que eso es cierto sin poner en duda que José Manuel sea su hijo.
Aitor: Si ese tipo no es el padre de José Manuel, eso quiere decir que hubo más hombres en tu vida. ¿Cuántos fueron Daniela?
Ella no le responde.
Aitor: ¿Tantos como para que te avergüence decirlo?
Daniela: Aitor, no es lo que piensas... yo te dije la verdad...
Aitor: ¡Eso no tiene ningún sentido!
Daniela: Sí que lo tiene... si confías en mí, si me crees sin pedirme explicaciones...
Aitor: ¿Cómo puedo creerte? Si me estás diciendo algo que no tiene pies ni cabeza... O sea que según tú sólo habías estado con ese tipo pero eso sucedió hace 10 años y tu hijo tiene 7. ¿Cómo explicas eso? O me estás mintiendo... o José Manuel no es hijo tuyo.
Daniela se siente más asustada que nunca.

Premios Webnovelas Internacional 2004
http://www.network54.com/Hide/Forum/281898
Entra a votar!
Quote
Share

Rocío
Rocío

March 12th, 2004, 9:23 pm #2

Esto me tiene super intrigada. ¿Cuándo se va a enterar de que José Manuel es su hijo?
Quote
Share