Aquella flota nuestra (14) década 1980-90

EstebanCL
CAPITAN
CAPITAN
Joined: February 3rd, 2009, 6:25 pm

May 30th, 2012, 6:07 pm #1



Aquella flota nuestra (6) Década 1980-90.

Tercera parte.
A principios de la presente década, es arrestada en su totalidad la tripulación del buque “30 de Noviembre”. Su Capitán era Carlos Yero, quien por supuesto, fue conducido también a prisión. Cayeron en la redada varios tripulantes que se encontraban de vacaciones, entre ellos, Manuel Balsa Larrinaga. Agarramos por “carambola” algunas personas desvinculadas a esa nave, entre ellos, Luís Valdés Arnaiz (en Miami desde hace varios años) y yo. Ambos nos encontrábamos reparándole el apartamento a Balsa y como son las cosas de la isla, los “chivatos” del CDR (Comité de Defensa de la Revolución), informaron sobre nuestra frecuencia diaria en aquel apartamento. No caímos presos, pero nos eliminaron de la lista para el curso de Primer Oficial por comenzar dentro de poco. La informante del “Comité” del edificio donde yo vivía, me alertó sobre ciertas investigaciones realizadas por el Ministerio del Interior sobre nuestras personas. Luís y yo vivíamos en el mismo edificio.
Aquella tripulación fue acusada de contrabando y mantenida en observación durante algún tiempo. Todo comenzó con la detención de un intermediario detenido en el interior del país y que, delatara el origen de la mercancía que le incautaron. Después de un minucioso “sondeo” practicado cuando la nave arribó a La Habana, fueron mostradas a la prensa o se corrió de boca a boca, no recuerdo exactamente, el decomiso de miles de relojes digitales, polvos para preparar tintes de pelos, champú y otros artículos inexistentes en el mercado regular de la isla. Esta historia volvió a repetirse con la tripulación del buque “José Antonio Echeverría poco tiempo después. Los que aceptaron “culpabilidad” en ese delito, cumplieron diferentes penas de cárcel. Los que se mantuvieron firmes y pagaron buenos abogados, escaparon de todo tipo de condenas y fueron restituidos a la flota. Los primeros serían expulsados definitivamente.
Para esta época, el grado de corrupción a bordo de nuestras naves se hallaba fuera de control. No escapaba absolutamente nadie, contrabandistas éramos casi todos, desde el Capitán hasta el último marinero registrado en la lista de enrolos.
El “contrabando” era un secreto a voces donde se imponían ciertas reglas, ningunas de ellas consideraba un “plan B” como medidas de protección. La mayor parte de los detenidos cantaban como loros ante el pánico que sufrían en las celdas del MININT, solo unos pocos mantenían una postura viril, razones sobraban para no confiar en absolutamente “nadie”. La ingenuidad era un pecado cometido por muchos, nunca llegaron a pensar en aquellos que lograban “escapar” de esas situaciones con extraña facilidad, tal es el caso de Arturo Escobar, siempre escapaba. Varios años después deserta en Montreal y no me molesté en visitarlo. Se mueve hacia México y aparece finalmente como parte de la oficialidad cubana que actuó como “rompehuelgas” durante aquella sonada huelga realizada por los oficiales de los tanqueros de PDVSA en contra de Chávez. Las pocas reglas practicadas entre los “pequeños bandoleros”, estaban destinadas a joderse entre ellos mismos. “Clavabas” tu contrabando a bordo y si éste era detectado por otro tripulante, te lo tumbaban sin recurso a efectuar una reclamación. ¡Vaya “Cosita Nostra”, la nuestra! Si caías en desgracias, recibirías como pago, aún sin delatar a nadie, la exclusión y traición de tus compañeros. Pena que sería extensiva a tus parientes más cercanos, hablo de esposa, hijos y padres. Todos ellos serían borrados y eliminados por quienes fueran tus amigos, caerían también en desgracia.
Aunque el “contrabando” fuera siempre considerado un delito, puedo asegurar que a inicios de mi incorporación en la marina mercante cubana, era una práctica sana comparada con etapas posteriores. Casi siempre destinada a satisfacer gozos personales y algunas necesidades de la familia. Era muy limitado entonces y se resumía a la transportación ilegal de rones y tabacos de Cuba hacia el extranjero. De regreso, se traía muy poca cosa, teníamos una cantidad limitada de artículos para declarar en la declaración de pacotilla.
En esta década adquiere matices diferentes, donde se involucra plenamente la Aduana de la isla. El contrabando se comportaba de acuerdo a las leyes impuestas por el “mercado negro” con sus reglas inviolables de oferta y demanda. El tabaco y ron continuaban siendo la mercancía ordinaria y de menor precio. Los contrabandistas (todos nosotros), nos movíamos si sabíamos que las ganancias serían del 200 % en un país donde la tenencia del dólar estaba prohibida. Luego, existió un grupo numeroso que se arriesgaba apartándose del principal motivo que diera origen a esa corriente. Ya no importaba tanto satisfacer las necesidades del hogar y la familia, había que ostentar y dar las apariencias de poseer bastante billete. Es de esa manera que comienza el tráfico con obras de arte, monedas antiguas de oro y drogas. Nunca llegué a practicar este tipo de contrabando, pero tuve a varios conocidos que lo realizaban frecuentemente. De regreso a la isla, se tenía en cuenta la fecha de arribo para importar mercancía demandada y de fácil salida. Día de los Enamorados, Madres, Padres, Fin de Año, etc., podían asegurar una buena venta. Las cantidades no importaban, el nexo entre aduana y marinos era lo suficientemente fuerte para asegurar el éxito.
Los dejo con imágenes de buques adquiridos en esas fechas.


Esteban Casañas Lostal.
Montreal..Canadá.
2011-06-03



Motonave "Caribbean Queen", construída en Alemania el 1985 y adquirida por Cuba en 1986.




Motonave "Primrose", construída en Inglaterra el 1982 y adquirida por Cuba en 1986.




Motonave "Bahía de Manzanillo", construída en España para Cuba el 1985.




Motonave "Bahía Honda", construída en España para Cuba en 1986.




Motonave "Bahía de La Habana", construída en España para Cuba en 1986.




Motonave "Bahía de Cárdenas", construída en España para Cuba en 1986.




Motonave "Bahía de Puerto Padre", construída en España para Cuba en 1986.




Motonave "Bahía de Santiago de Cuba", construída en España para Cuba en 1986.




Motonave "Bahía de Cienfuegos", construída en España para Cuba en 1986. Tuve el honor de haber sido Primer Oficial de este buque.




Motonave "Bahía de Nuevitas", construida en España para Cuba en 1986.

"Y si tenéis por rey a un déspota, deberéis destronarlo, pero comprobad que el trono que erigiera en vuestro interior ha sido antes destruido".
Jalil Gibrán.
Quote
Like
Share

EstebanCL
CAPITAN
CAPITAN
Joined: February 3rd, 2009, 6:25 pm

February 28th, 2016, 5:22 pm #2

:capi1:
"Y si tenéis por rey a un déspota, deberéis destronarlo, pero comprobad que el trono que erigiera en vuestro interior ha sido antes destruido".
Jalil Gibrán.
Quote
Like
Share